Saltar al contenido

Kit de herraje para puerta rústica

Ya te has decidido por tu corredera tipo granero; ¡ahora toca instalarla! Para ello, lo que necesitas es un kit de herraje para puerta rústica. ¡Descúbrelos aquí! ¡Te enseñamos incluso a instalarlo!

Tipos de kit de herraje para puerta rústica

La distinción de este producto es muy básica.

Kit de herraje para puerta rústica sencilla

Es el conjunto de elementos necesario para instalar una puerta corredera de una lámina.

Kit de herraje para puerta rústica doble

Este es el que se debe adquirir si tu puerta corredera granero es doble.

El riel será de mayor tamaño y se incluirán más guías, topes y demás elementos, que veremos a continuación.

¿Qué incluye un kit de herraje para puerta rústica?

Cuando compres uno de estos conjuntos de herraje te encontrarás con:

Riel

El riel es la guía que se coloca en paralelo al suelo, por encima de la puerta, en la pared, para que sobre el se deslicen el resto de elementos del sistema, en este caso, las poleas.

Guía de suelo

Es una pieza que se atornilla al suelo y que encaja a la perfección con la hendidura o muesca inferior de la puerta, sirviendo, como su nombre indica, para guiar el panel.

Poleas

Son la parte del sistema se corre por el riel y que, a su vez, se unen a la puerta mediante algún tipo de herraje. Permiten, gracias a su forma y su sistema, un movimiento limpio, sencillo y suave hacia las dos direcciones.

Fijadores

Son las partes del kit que se encargan de mantener cada cosa en su lugar. Se incluyen tornillos, separadores de pared, topes, levas, tacos y, en definitiva, cualquier elemento pensado para fijar tanto la puerta como el sistema de correduría. Estos difieren según el pack pero la esencia e es esa.

Frenos

Los frenos son unas piezas que hacen de tope para que la polea no pueda continuar libremente su recorrido. Se colocan en el punto en que queremos que esta deje de desplazarse, calculando las medidas de la puerta y del espacio a cubrir.

Embellecedores

Son partes del kit destinadas a aportar valor estético. Se utilizan tanto para cubrir elementos poco atractivos como, simplemente, para decorar. Pueden cubrir la polea, colgar de ella, cubrir el riel…

Herramientas

Algunos kits también incluyen las herramientas que son necesarias para su instalación, de manera que, en cuanto te llegue a casa, puedas montarlo sin problema.

¿Cómo se instala un riel para puerta corredera tipo granero?

Finalmente, queremos ayudarte a que montes fácilmente tu kit de herraje para puerta rústica ofreciéndote el paso a paso.

  1. Fijar la barra superior.
    1. Tomamos las medidas de la barra.
    2. En caso de ser necesario, la cortamos.
    3. Calculamos las medidas en la superficie donde vamos a instalar el sistema.
    4. Realizamos los agujeros con taladro. Si los hacemos sobre obra, habrá que añadirles un taco.
    5. Colocamos en los agujeros correspondientes los separadores de pared.
    6. Encima colocamos la guía, centrada en su agujero correspondiente.
    7. A través de este, colocamos también el tope correspondiente.
    8. Es momento de fijar la barra, agujero a agujero, con la llave que corresponda (de carraca o fija normal).
    9. Colocamos, sobre este, el fijador correspondiente (variable en cada modelo pero que hará las veces de tornillo final).
  2. Instalar la guía inferior. Esto se hace para evitar el vaivén de la puerta.
    1. Habrá que medir la distancia correspondiente para saber donde instalarla. Ello dependerá de la pieza, de los separadores de la pared, etc.
    2. Marcamos el lugar en el que irán los agujeros.
    3. Los realizamos.
    4. Atornillamos la pieza.
  3. Hacer el acanalado en la puerta. Para pasar esta guía es necesario realizar un acanalado en la puerta, una muesca que posibilite el deslizamiento. Un fresador o un disco de corte serán las herramientas ideales para ello.
    1. Mide, en el grueso inferior de la puerta, a qué distancia pasará la guía que acabas de instalar.
    2. Realiza una hendidura con un disco de corte a todo lo ancho de la puerta.
    3. Lija y pule.
    4. Dale el tratamiento que prefieras.
  4. Colocar los herrajes.
    1. Toma las medidas de los herrajes.
    2. Plásmalas en la puerta.
    3. Haz los agujeros con taladro.
    4. Fijamos los colgaderos a la puerta con la tornillería correspondiente que incluye el kit.
  5. Colocar la puerta.
    1. Elevamos la puerta sobre el riel.
    2. Atornillamos los topes de los herrajes en los agujeros correspondientes, ajustando las distancias para que la puerta se mantenga en su sitio.