Saltar al contenido

Cómo hacer un biombo de madera con ruedas

Hacer un biombo de madera con ruedas es tan sencillo como optar por un diseño de biombo tradicional en este material, el que más se te antoje, y, una vez terminado, añadirle los módulos de ruedines, que son realmente fáciles de instalar. ¡Vamos a ello!

¿Qué materiales vamos a necesitar?

  • Listones de madera
  • Celosía
  • Bisagras chatas
  • Tornillos
  • Tornillos barraqueros
  • Puntillas
  • Cola blanca
  • Barniz
  • Ruedas con freno

¿Y qué herramientas vamos a usar?

  • Lápiz
  • Brocha
  • Martillo
  • Lija
  • Taladro atornillador
  • Destornillador
  • Sierra de corte
  • Sargento
  • Taladro

Pasos a seguir

Ahora sí, una vez dispuestos y con todo lo necesario, vamos a ir paso por paso para que aprendas a hacer un biombo de madera con ruedas en un periquete.

Confeccionar la estructura

  1. Para cortar los listones:
    1. Ten en cuenta que cada lámina o pliegue del separador tendrá una estructura. Esta está formada por cuatro lados y cada uno de ellos se compone de tres listones, que irán unidos. De esta manera, cada pliegue tendrá un total de 12 listones, 8 más grandes (gemelos de a 4) y otros 4 interiores.
    2. Considerando las medidas de la celosía o bien, las que desees para tu separador de ambientes, calcula la medida de los listones. Tendrás que confeccionar, por pliegue:
      • 4 listones largos (verticales) cuyo ancho elegirás tú según tu gusto.
      • 2 listones largos (verticales) más estrechos que los anteriores, que irán entre estos.
      • 4 listones cortos (horizontales) cuyo ancho será igual al de los verticales.
      • 2 listones cortos (horizontales) algo más estrechos que irán entre estos.
    3. Tendrás que multiplicar estos por cada uno de los pliegues que quieras hacer.
    4. Con las medidas marcadas en los listones ya sólo queda cortarlos.
  2. Dar tratamiento a los listones:
    1. Utiliza una lija media para limpiar astillas y eliminar asperezas y demás impurezas.
    2. Barnízalos.
  3. Unir los listones:
    1. Ahora tienes que unir los listones de 3 en 3. Tendrás que elegir los 2 de un mismo tamaño y el que es un poco más estrecho, formando una especie de sándwich en el que el estrecho quede entre los anchos. Estos deben unirse de manera que los 3 listones coincidan a uno de los lados y que, por tanto, el central, quede hundido si miramos desde el otro lado, haciendo una muesca que es donde irá la celosía.
    2. Primeramente, clava una puntilla en uno de sus vértices.
    3. Mide dónde la has colocado para que el siguiente listón (el más estrecho), encaje perfectamente en la puntilla.
    4. Aplica cola en el primer listón, en la cara que va a quedar tapada por el siguiente.
    5. Utiliza un martillo para incrustar suavemente un listón sobre otro.
    6. Pon cola en la cara del segundo listón que quedará tapada por el tercero.
    7. Repite los pasos de colocar la puntilla y medir con el tercer listón, volviendo a incrustarlo suavemente con martillo.
    8. Utiliza el sargento para presionar y que el conjunto quede perfectamente alineado.
    9. Repite con cada trío de listones, apuntillándolos y pegándolos con cola blanca.

Detallar las láminas

Es momento de pasar a dar detalle a las láminas que van en el interior de la estructura de madera. En este caso, hemos optado por una celosía que podemos comprar, tal cual. Sin embargo, esto es algo que va a gusto de cada cual, puedes dejar volar tu imaginación y echar un vistazo al resto de tutoriales que tenemos y montar el separador que más te guste.

En cualquier caso, si la lámina de celosía encaja con la medida que has considerado para la estructura, ¡enhorabuena! ¡No tienes que hacer nada!

Si no es el caso, simplemente tienes que adecuar la medida para que la lámina encaje dentro de la estructura. Dependiendo del tipo de celosía que hayas adquirido, esto lo podrás hacer con una sierra de marquetería, una de calado o incluso con una lija fuerte, según la dureza de la madera.

Este producto ya suele venir tratado pero, si lo consideras, puedes darle una capa de barniz para aportar color y resistencia.

Montar las láminas

Una vez las 4 partes de estructura de cada pliegue estén secas, pasaremos a unirlo todo para crear la estructura final de cada pliegue. Para ello:

  1. Encaja la celosía en los listones verticales, los más largos. No es necesario que utilices material para pegar debido a que, por su forma, es bastante complejo pero, si tienes tiempo y ganas, no dudes, por supuesto, en poner algo de cola en los bordes de la celosía para que se una mejor a la estructura.
  2. Ahora debes encolar los lados libres de estos listones.
  3. Es momento de colocar los listones cortos, los horizontales, enconlándolos en su interior para que se unan tanto a los verticales como, en la medida de lo posible, a la celosía.
  4. Aprieta con el sargento.
  5. Repite con cada una de las láminas o pliegues del separador.

Montar el biombo

Ya tienes cada una de las láminas del biombo. Ahora hay que unirlas y formar el separador en sí. Para hacerlo sólo tienes que atornillar las bisagras chatas (cuántas incluyas por pliegue dependerá del tamaño y el peso del conjunto) en los lados de la estructura, uniéndolos. Estas bisagras son especiales para biombos.

Colocar las ruedas

Ahora ya tienes un separador como cualquier otro, de los convencionales. Simplemente hay que colocarle las ruedas con freno.

  1. Calcula cual es el punto central donde debes colocar la rueda. Ello se consigue marcando las diagonales del cuadro de manera. El punto donde convergen es donde debemos trabajar.
  2. Haz en este un agujero con taladro.
  3. Saca la rueda de su soporte.
  4. Coloca el soporte, con un tornillo barraquero, en la base del biombo, atornillando justo en el agujero que acabamos de hacer.
  5. Coloca nuevamente al rueda en su lugar.

Ideas, sugerencias y ayuda

Por último, te damos algún consejillo para que hacer un biombo de madera con ruedas sea pan comido y que el resultado sea espectacular.

  • Nosotros hemos hecho un tutorial cualquiera para el separador pero, por supuesto, las opciones son infinitas: tú elijes cómo será su diseño.
  • Si los listones son de un color evidentemente diferente a la celosía, quizás tengas que buscar un barniz con algo de color o aplicar, antes de este, algún tipo de tratamiento que aporte un poquito de color para tratar que el resultado final sea homogéneo.
  • Elige unas ruedas acordes al tamaño de la estructura del biombo. Para ello, vuélcalo y mide el grosor de la esquina que se forma.La base de la rueda debe ser igual o más pequeña.