Saltar al contenido

¿Cómo hacer un biombo acústico?

Los problemas de reverberación en las habitaciones no son habituales pero, desgraciadamente, sí se dan en algunas ocasiones, por ejemplo, en estudios de grabación o en espacios demasiado amplios mal amueblados. Sin embargo, ello no debe ser una preocupación para ti puesto que para eso existe una solución estética, sencilla, económica y multifuncional. ¡Te enseñamos cómo hacer un biombo acústico!

¿Qué materiales vamos a necesitar?

Verás que necesitas muy poquitas cosas para ponerte manos a la obra con este separador antireverberación.

  • 2 láminas de aglomerado o de fibra de madera con resina sintética, a gusto (serán más si lo deseas con más pliegues). Su longitud será el total del alto del biombo. En caso de no disponer de estos, pueden usar otros paneles de madera.
  • Bisagra de tipo piano grande de la misma longitud que la de las láminas.
  • Espuma piramidal de grosor a convenir.
  • Tornillos.
  • Fieltro.
  • Velcro de alta adherencia.
  • Pintura para madera (opcional).
  • Barniz (opcional).

¿Y qué herramientas vamos a usar?

Más de lo mismo en el caso de las herramientas. Necesitarás:

  • Un destornillador o taladro destornillador.
  • Tijeras.
  • Lija para madera (opcional).
  • Brocha (opcional).

Pasos a seguir

Tan sencillo como lo hemos ido viendo hasta ahora es hacer un biombo acústico. Veamos, uno a uno, los pasos necesarios.

Preparar la madera

Si los tablones no están preparados, tendrás que comenzar por aquí.

  1. Si no has optado por un aglomerado y tienes cualquier otro tipo de tabla, es posible que lo primero que necesite sea una lijadita, ya sea por toda su superficie o sólo por los cantos.
  2. Límpiala adecuadamente para que no quede polvo ni viruta.
  3. En el caso de que la has lijado entera tendrás que barnizarla para que su acabado no sea poroso y, a su vez, para ganar en estética. También puedes pintarlo si el tipo de material lo permite.
  4. Siendo el caso, tendrás que dejar secar los tablones.

Unir los pliegues

Una vez los paneles están listos, hay que unirlos. Para ello:

  1. Atornilla un lado de la bisagra al perfil de uno de los tablones.
  2. Repite con el otro al otro lado.
  3. Si tu separador es de más paneles, añade al segundo, en su otro perfil, otra bisagra.
  4. Repite.

Insonorizar el biombo

El último paso es insonorizar el biombo. ¡Verás qué sencillo es conseguirlo!

  1. Corta el velcro a tiras, pegándolo de manera que quede bien distribuido por toda la superficie de un lado del separador, en todos los pliegues que hayas hecho.
  2. Pégalo, como decimos, por toda la superficie que vaya a llevar espuma. ¡No despegues las partes!
  3. Corta la espuma a tu gusto, como quieras colocarla en el biombo.
  4. Despega,a hora sí, la cinta protectora del adhesivo de la cara del velcro que queda al aire.
  5. Coloca, midiendo con cuidado, las partes de espuma sobre el velcro.

Tu biombo acústico ya estaría acabado. ¡Ahora ya sólo queda darle uso!

Ideas, sugerencias y ayuda

  • Si la finalidad de hacer un biombo acústico es exclusivamente para aislar sonidos, te aconsejamos que hagas cada uno de ellos de dos pliegues, confeccionando, de ser necesario, varios de ellos. De esta manera, podrás poner y quitar a voluntad en función de las necesidades de cada momento.
  • Invierte en velcro que se pegue muy bien pues las esponjas las podremos quitar y poner si el biombo no está fijo y deseas que, al guardarlo, ocupe menos espacio.
  • Cuanto más grandes sean los trozos de espuma más hueco quedará cubierto y más fácil será también el quitar y poner.
  • Puedes ver en este vídeo cómo se realiza el proceso; ¡es muy sencillo!